Teatro terapéutico

Arturo, concibe el teatro como un arte que sirve para sanar. Desde un enfoque terapéutico, el teatro nos conecta con las diferentes emociones, a la vez que nos ayuda a identificarlas. También trabaja e incide mucho sobre la corporalidad, desarrollando nuestras habilidades en el ámbito del lenguaje no verbal. Y por supuesto, también mejora la comunicación verbal, puesto que la voz es parte importante de este arte escénico.

Para Arturo el teatro también ha sido útil para trabajar los miedos y los prejuicios, y descubrir los distintos personajes que muchas veces conviven con nosotros en mayor o menor medida. Personajes que a veces nos generan un gran dolor emocional, o por contrario, nos llenan de alegría interior. En la actualidad hay muchas terapias que crecen sobre los cimientos de la interpretación y los arquetipos, como pueden ser por ejemplo; las constelaciones familiares de Joan Garriga, la sanación por arquetipos de Colin Bloy, la psicomagia de Alejandro Jodorowsky, la psicología gestalt de Fritz Perls, o el reiki de Mikao Usui. Esto se debe, a que estas terapias utilizan un lenguaje que perfectamente entiende el inconsciente.